VII Encuentro Continental de Teología India
Pujili/Ecuador, 14-18 de octubre de 2013.


EL GRITO DEL SUMAK KAWSAY EN LA AMAZONIA.

Los pueblos y nacionalidades indígenas de las regiones de América: meso América, Andina Caribe, cono sur y Amazonía, reunidos en la ciudad de Pujili-Cotopaxi del 14 al 18 de octubre del presente año con el objetivo de profundizar el verdadero sentido del “SUMAK KAWSAY”.
Hacemos llegar a toda la sociedad Ecuatoriana y de América el grito del sumak kawsay en la Amazonia.

En nuestras deliberaciones comunitarias comprendimos el amplio sentido del sumak kawsay:

El sumak kawsay es la armonía consigo mismo, con la naturaleza, con los seres humanos y con el ser supremo, ya que hay una inter-comunicación entre todo el cosmos, en donde no hay excluyentes ni excluidos, y que entre todos podamos forjar un proyecto de vida plena.

El sumak kawsay se ha forjado desde la sabiduría ancestral de los pueblos y nacionalidades indígena, es un Palabra más antigua y más actual vivenciada, que nos propone un estilo de vida comunitaria con un mismo SENTIR, PENSAR y ACTUAR, como un hilo tejido que sostiene, abriga y cobija como un poncho de diversos colores.

El sumak kawsay tiene una relación intima con la vida plena que nos propone Jesús, ya que el vino para darnos vida y vida en abundancia, Jesús es el corazón de la humanidad al hacerse hombre está inmerso en las culturas para llevarnos a la plenitud de vida, al sumak kawsay del Reino.

El sumak kawsay entendido desde la sabiduría ancestral de los pueblos indígenas apuesta por la vida, es un modelo alternativo vivencial, confronta al llamado modelo de “desarrollo” imperante, que con sus estrategias, sus preceptos y fines, desde la perspectiva del consumo y la acumulación, individualismo, mercantilismo, competencia, reducen la tierra, el agua, incluso a las personas con sus sabidurías, sus culturas a simples recursos que deben estar a disposición de los intereses de quienes ostentan el poder.

Un caso concreto de una comprensión errónea del sumak kawsay es la intervención de empresas petroleras madereras, mineras en nuestras selvas amazónicas, concretamente el yasuni ITT se dice que la explotación del petróleo ITT YASUNI, solo afecta el uno por mil de sus recursos, sin embargo, ese supuesto uno por mil perjudica a los habitantes en la selva contactados o no, a los colonos, habitantes de la región, país, y teniendo en cuenta que la amazonia es el pulmon del planeta al destruir ese ecosistema se afecta a toda la humanidad.

En el caso de yasuni , el proyecto extractivista ha reducido el territorio de los habitantes milenarios de la selva, alterado su alimentación, su connivencia, su rutina de vida, su cosmovisión, identidad, cultura, idioma su espiritualidad, y ha creado una dependencia de las diferentes empresas produciéndose un malestar, perdiendo su libertad, provocando división, crisis y desequilibrio existencial entre pueblos hermanos indígenas, causando destrucción y muerte como sucedió en la última tragedia en el mes marzo del 2013, entre los pueblos Waorani, Taromenani, Tagaeri y otros.
Como parte integrante de la humanidad sentimos juntos con la madre tierra los golpes, dolores, que están afectando a la naturaleza y a los seres humanos.

Dejamos estos interrogantes para que cada uno se de las respuestas desde el verdadero sentir del sumak kawsay-vida en plenitud:
Nos insisten que debemos salir del subdesarrollo, de la ignorancia y de la pobreza; por lo que nos preguntamos, ¿acaso no hemos sido sabios para vivir pacíficamente y en respeto; con cuidado amoroso; al grado de encontrarnos con la madre tierra como hijos y ella nuestra madre? ¿Pueden llamarse sabios aquellos que atiborrado de libros y títulos, con las herramientas del poder están dispuestos a explotar y destruir?
Nos ilusionan presentándonos un proyecto de desarrollo, bajo una misma lógica de ser mejores con nuevos esquemas de producción para dejar de ser pobres, ¿pobres de que y ricos en qué?

Son ya cuarenta años de explotación petrolera y no se ha erradicado la pobreza o acaso el buen vivir consiste en vivir en ciudades del milenio, educarse en instituciones del milenio, recibir bonos, pequeños proyectos, obras de in-fraestrura, etc.?.

Rechazamos con la mayoría de los ecuatorianos y de todos los países reunidos en este gran encuentro, continuar la explotación petrolera en el yasuni ITT y pedimos a las instituciones y al gobierno Ecuatoriano, tener en cuenta acciones a favor, de los derechos, la justicia, la equidad y la armonía de los pueblos indígenas, dando espacios de dialogo en igualdad, de forma deliberativa y no solo consultiva como hasta ahora se lo ha hecho, sin tener en cuenta el pensar de los pueblos indígenas de base.

Nosotros creemos y estamos seguros que la lucha y martirio de monseñor Alejandro Labaka y de la Hna. Inés Arango y de otros profetas que han ofrendado su vida en la Amazonía ha de dar frutos para un mundo mejor-sumak kawsay

Quienes somos hermanos y miembros de los pueblos y nacionalidades indígenas nos hacemos voceros de nuestros hermanos de toda la amazonia.

Para constancia firmamos.

 

 

 

 

Conozca la Articulación Ecuménica Latinoamericana de Pastoral Indígena